Presidida por el alcalde de Sanlúcar, Víctor Mora, esta mañana se ha reunido en el Palacio Municipal la Junta Local de Seguridad, en la que se ha abordado el dispositivo especial que se desplegará para la Feria de la Manzanilla que se celebrará entre los días 23 y 28 de mayo. El objetivo es mantener la buena imagen de la fiesta sanluqueña, ya que la seguridad es precisamente uno de sus atractivos, ya que año tras año se celebra con absoluta normalidad. A la reunión de esta mañana ha asistido como invitado el presidente de la asociación de vecinos de La Calzada, a quien se le aclararon todas las dudas respecto a la seguridad del recinto ferial.

Respecto al dispositivo, las policías Local y Nacional, con Autonómica, serán las encargadas de velar por la seguridad en el recinto ferial. La Policía Local será la que desplegará el mayor número de efectivos, con toda la plantilla -más de 80-, a disposición durante los días de Feria, que contarán con todos sus medios disponibles.

La Policía Nacional que se desplegará durante esos días se verá reforzada por equipos de UPR durante el fin de semana y una unidad de caballería para el paseo de caballos. También realizarán, junto con la Policía Autonómica, actuaciones contra la mendicidad en materia de inmigración y extranjería.

La Guardia Civil, por su parte, realizará su labor habitual, como controles en los accesos a la ciudad y controles de venta ilegal, entre otras acciones.

Además de las fuerzas y cuerpos de seguridad, el dispositivo contará con miembros Protección Civil. Los servicios sanitarios estarán a cargo de Cruz Roja, que tendrá en el antiguo balnerario, junto al paseo marítimo, su centro operativo. Como el año pasado, en el centro de la Feria habrá un módulo de primera atención sanitaria y también se situará el punto de ‘niños perdidos’. El dispositivo sanitario se activará el martes a las 10.00 horas y estará activo hasta el domingo a las 06.00 horas.

Los Bomberos mantendrán una dotación permanente en la Feria. Este cuerpo se encarga de garantizar, y así se le ha explicado a la asociación de vecinos, que está todo preparado para una eventual emergencia en la Calzada.

En cuanto a las casetas, técnicos de las distintas áreas municipales -Sanidad, Fiestas, Infraestructuras y Medio Ambiente, además de Policía local y Bomberos- visitarán todas y cada una de las casetas para comprobar que se cumple la legislación vigente y las ordenanzas municipales.

Los servicios eléctricos también cuentan con el correspondiente certificado de la empresa instaladora, Ximenez SL, que controla su funcionamiento las 24 horas durante toda la fiesta.

Las casetas, por su parte, tiene entre sus obligaciones contar con seguros de responsabilidad civil y de incendios.

En cuanto a la circulación rodada en el entorno de la Calzada, la unidad de Tráfico también dispondrá de personas que verificarán que el recinto permanezca blindado durante la fiesta.

Comentarios

Airecom Nuevo Banner
Compartir