·El programa para la dinamización y fortalecimiento del asociacionismo local que la Delegación Municipal de Participación Ciudadana ha puesto en marcha arrancó ayer jueves con el primero de los dos talleres previos a la realización de unas jornadas abiertas.

·Las jornadas abiertas están previstas para el próximo mes de noviembre.

El encuentro fue introducido por el delegado de Participación Ciudadana. Félix Sabio, quien presentó el proyecto global y el sentido de este ciclo de encuentros que ahora comienzan como un proceso que trata de brindar oportunidades para reflexionar colectivamente sobre el estado actual del tejido asociativo local, para determinar líneas de acción futuras que sirvan al objetivo de mejorar la calidad de la vida asociativa, en forma de acciones formativas concretas, herramientas para la intercomunicación entre asociaciones, etc. Y además insistió en el carácter abierto y participativo de todo el proceso.
De acuerdo con estos objetivos, Fernando de la Riva, miembro del Colectivo de Educación para la Participación que se ocupará de dinamizar los sucesivos encuentros, comenzó explicando la naturaleza secuencial del proyecto, su planteamiento en forma de pasos que se irán dando sucesivamente, solo en la medida en que haya asociaciones y colectivos ciertamente interesados en el proyecto, en definirlo con arreglo a sus necesidades, y finalmente muestren su disposición a proseguirlo y explorar vías futuras de desarrollo, contando siempre con su participación.
A este primer taller han asistido veintitrés personas en representación de once asociaciones locales de diversos sectores. Han acudido entidades vecinales, culturales, deportivas, recreativas, juveniles, de mujeres y de solidaridad.
Tras una ronda de presentaciones mutuas, se abrió un debate en que los participantes anticiparon su percepción acerca del estado general del mundo asociativo local, sin ánimo de establecer un diagnóstico concluyente, dado que ésta será una de las cuestiones a las que se vuelva en el marco de las jornadas de noviembre. En este punto, se detectó una notable coincidencia principalmente con relación a dos aspectos: la existencia de un extenso tejido asociativo, pero con escasa interacción mutua, salvo asociaciones presentes dentro de un mismo sector de actividad, en cuyo seno se detectan relaciones de cooperación, pero también de competencia; y el escaso atractivo que el hecho asociativo suscita entre los jóvenes, también con excepciones en determinados sectores, como en el mundo cofrade, en el asociacionismo deportivo o en el microasociacionismo ligado a ciertas prácticas culturales como la música.
El taller prosiguió con el avance de algunas ideas acerca de cómo debían encararse los sucesivos pasos del proyecto. Se insistió en la conveniente identificación de cosas que constituyan verdaderos centros de interés compartidos entre muchas asociaciones, en la necesidad de mantener su dinámica abierta y participativa, lo cual exige un esfuerzo en términos de comunicación, y también en la necesidad de tomar en consideración los propios límites de las asociaciones y colectivos, especialmente los costes de tiempo que supone la dedicación de sus miembros.
Por último se anticipó la agenda del siguiente taller, que estará centrado en la determinación del programa y contenidos de las jornadas de noviembre. Este segundo taller, por otra parte, cuya realización había sido inicialmente anunciada para el próximo miércoles 19, tendrá lugar finalmente el martes 25 de octubre, también en la Casa de la Juventud, a partir de las 18,00 horas.
En general, el taller se ha desenvuelto en medio de un clima claramente favorable a la idea de proseguir el curso de este proyecto. A pesar de lógicas incertidumbres iniciales, los asistentes han manifestado su interés en continuarlo y en sumar al proceso a nuevas personas y colectivos, así como su satisfacción por el modo en que se había conducido esta primera sesión.
En ese sentido, los responsables de la Delegación de Participación Ciudadana insistieron en la fiabilidad del Colectivo de Educación para la Participación, un equipo notablemente experimentado en proyectos de esta índole desde su constitución en 1998 como Centro de Recursos para Asociaciones de Cádiz y la Bahía (CRAC), que ha sido y sigue siendo insistentemente reclamado por numerosas instituciones públicas y entidades en toda España.

Comentarios

Publicidad Barramedia – Circunnavegación
Compartir