El inicio de la Semana Santa, desde un punto de vista meteorológico, se complica por momentos. Si la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) llevaba desde el pasado lunes avisando de que dos borrascas iban a barrer la Península y Baleares el fin de semana, este jueves ha emitido un aviso especial porque una de ellas se ha profundizado hasta tal punto que alcanza el rango de las que reciben nombre. Se llamará Hugo y provocará, sobre todo, un temporal de viento en buena parte del área peninsular y mal estado de la mar y, en menor medida, chubascos generalizados.

Las lluvias tendrán lugar principalmente durante las horas nocturnas y, en general, no serán intensas. A partir del sábado por la noche, la borrasca “Hugo”, muy probablemente, se debilitará de forma rápida y como consecuencia habrá una clara mejoría en los fenómenos descritos: mar, viento y precipitaciones.

Comentarios

Publicidad Barramedia – Circunnavegación
Compartir